viernes, 4 de diciembre de 2009

Falafel

Prefacio:
La primera vez que comí comida árabe fue en un pequeño local de El Paraíso (Caracas) atendido por sus propios dueños que ya no existe. Me llevó Ezequiel antes o después de clases, ya no lo recuerdo.

El falafel figuró en el menú y desde entonces se convirtió en una de las formas de comer garbanzos que más me agradan. He de confesar que me generan problemas de gases importantes, excepto cuando los como de esta forma o en hummus.

En Venezuela la comida árabe está mayoritariamente cocinada por libaneses y la receta que hoy comparto está basada en la que figura en el libro La cocina árabe libanesa de Rachidi Souki de Assef, editado por El Nacional. Los ingredientes son los mismos, pero modifiqué las cantidades, especialmente las de cebolla porque me estaban alterando la textura de la mezcla y el sabor era muy fuerte y no permitía sentir el gusto del garbanzo.

Se hace muy fácilmente y con una rapidez pasmosa, creo que incluso me llevó menos tiempo que hacer arepas, claro está, los garbanzos los tengo remojados y congelados, lo que me ayuda a acortar el tiempo de preparación.

Ten a mano:
  • 1 taza de garbanzos remojados de la noche anterior (mide la taza de garbanzos ya remojados)
  • 1/2 cebolla mediana
  • 1 diente pequeño de ajo
  • 1/2 cucharadita de sal
  • 1 cucharada de harina de trigo
  • 1/2 cucharadita de polvo de hornear
  • 1/2 cucharadita de canela
  • 1/2 cucharadita de comino
  • Cilantro
  • Perejil
Manos a la obra:
Tritura los garbanzos, el ajo, la cebolla, el perejil y el cilantro juntos con un ayudante de cocina y luego agrega el resto de los ingredientes y mézclalo todo bien. Forma bolitas con la mezcla y luego aplástalas para darle forma circular y luego fríelas en abundante aceite caliente.

Variaciones sobre un mismo tema:
En lugar de freírlos se pueden hacer a la plancha (grill) o en el horno sobre una placa previamente engrasada. Creo que se podría intentar hacer falafel con lentejas, aún no lo he probado pero si lo hago les echo el cuento. Lo que si les puedo dejar es un par de consejos, remojen todo un paquete de garbanzos entero y luego congelan para usarlo cuando lo necesiten. Lo mismo pueden hacer con el falafel, así sólo tendrán que sacarlos del congelador y freírlos.

2 comentarios:

Isa dijo...

Que bueno colega!

Carlos Vidal dijo...

Gracias Isa, estás cordialmente invitada a publicar recetas cuando quieras. Un besote enorme! ;D

Related Posts with Thumbnails